Close

Actualidad


Atrás

 

Comienza la epidemia de la gripe en España, con 54,6 casos por 100.000 habitantes

La epidemia de la gripe ha comenzado en España, afectando ya a 54,6 personas por cada 100.000 habitantes, superándose así por primera vez el umbral basal establecido para la temporada 2019-2020 (52,6 casos por 100.000 personas), según el último informe del Sistema de Vigilancia de Gripe del Instituto de Salud Carlos III, relativo a la semana del 30 de diciembre al 5 de enero.

A nivel general, y a pesar de que la incidencia de la gripe ha aumentado de manera considerable respecto a semanas anteriores, el nivel de intensidad de actividad gripal se mantiene bajo, siendo las personas de entre 15 y 64 años las más afectadas.
Por comunidades autónomas, Asturias, Extremadura, Navarra y País Vasco registran un nivel de intensidad gripal bajo, después de sobrepasar su umbral epidémico, si bien la evolución de la enfermedad es creciente en dichas regiones, así como en Cantabria, La Rioja, Baleares y Canarias.
Desde el inicio de la temporada, se han notificado casos hospitalizados con gripe en 14 comunidades, situándose la tasa acumulada de hospitalización de pacientes con gripe confirmada en 2,8 casos por 100.000 habitantes. La mayor proporción de casos se registra en las personas de 64 años (40%), seguida del grupo de 15 a 64 años (37%). En el 82 por ciento de los pacientes se aisló el virus A, en 17 por ciento el virus B y en el uno por ciento el virus C.
Respecto a los casos graves hospitalizados confirmados de gripe (CGHCG), el informe ha mostrado que se han producido 1,2 casos por 100.000 habitantes, entre los que se ha identificado el virus A en el 91 por ciento de los casos, el B en el 8 por ciento y el C en el uno por ciento.
Ahora bien, el 76 por ciento de los pacientes con información disponible presentaban factores de riesgo de complicaciones de gripe. En los adultos los factores de riesgo más prevalentes son la enfermedad cardiovascular crónica (31%), la enfermedad pulmonar crónica (29%) y la diabetes (25%), y en los menores de 15 años la enfermedad pulmonar crónica (5%), la enfermedad cardiovascular crónica (5%) y la inmunodeficiencia (5%).